Bollos preñaos

Se acaba la temporada del Asaltablogs. Pero no podíamos irnos de vacaciones sin asaltar a la ladrona más profesional, a la que más puntos ha ganado a lo largo de la temporada... Se trata de mi querida Belén, de El toque de Belén; así que, para mí, el placer es doble: siempre es un placer asaltar, pero cuando se trata de un amigo, es un gustazo.

Belén tiene un blog estupendo, lleno de recetas deliciosas, tanto dulces como saladas. Recetas fáciles y sencillas, para todos los días; pero también tiene unas tartas para morir de amor, y platos dignos del mejor restaurante. Una pasada, creedme lo que os digo.

Pero lo mejor que tiene El toque de Belén, es, sin duda alguna, Belén. Una asturiana maravillosa a la que quiero con locura, parece que alguien me ha puesto mucha gente buena en el camino en los últimos tiempos... Como homenaje a esta preciosura asturiana, he escogido un plato de su blog que me recordase a su tierra, y estos bollos preñaos, no sólo  son típicos de Asturias, sino que son ricos ricos riquísimos.

A mis niños les encantan, así que a pesar de los calores que nos gastamos, aquí están los bollos preñaos de Belén, para decirle que la quiero y que ha sido todo un placer asaltar su cocina. Os dejo también aquí el enlace a su receta, en la que simplemente he adaptado las cantidades


Bollos preñaos

Ingredientes:

  • 300 g de harina de fuerza.
  • 80 g de leche.
  • 50 g de mantequilla.
  • 1 huevo M.
  • 1 sobre de levadura de pan.
  • 1/2 cucharadita de sal.
  • 1 o 2 chorizos.
  • un poquito de leche para pincelar los bollos.

Preparación:
1. Ponemos la leche en un cuenco con la mantequilla; introducimos en el microondas 45 segundos, lo suficiente para que se derrita la mantequilla. Dejamos templar, hasta que no queme.

2. Mezclamos la leche con mantequilla,  el huevo ligeramente batido, la harina, la levadura y la sal y amasamos, bien a mano, bien con un robot de cocina o amasadora, si lo tenemos.

3. Una vez que la masa está bien integrada y suave, la tapamos y la dejamos reposar hasta que doble su volumen. El tiempo variará dependiendo de la humedad y de la temperatura ambiente, siempre conviene tener la masa en un lugar cálido y protegida de corrientes de aire. 

4. Cortamos el chorizo en rodajas. 

5. Vamos haciendo bolitas, no demasiado grandes con la masa. Las aplanamos con las manos, metemos dentro una rodaja de chorizo y cerramos la bolita de masa de nuevo, dejando el chorizo dentro.

6. Colocamos sobre una bandeja de horno y dejamos levar de nuevo, hasta que vuelva a doblar el volumen de los bollitos.

7. Precalentamos el horno a 200ºC. Antes de introducir los bollos en el horno los pincelamos con leche. Horneamos unos 15 minutos a 200ºC, hasta que estén ligeramente tostados.

8. Dejamos enfriar (si podemos) y degustamos ¿con una buena sidra asturiana?


Montse NoSinMiTaper

Instagram